Comer y beber en Kuala Lumpur: Desayunos en hojas de plátano y fiestas en helipuertos

25 de enero, 2017

Quien dijo aquello de 'para gustos, los colores' seguro que estaba sentado en un comedor de Malasia. La mezcla de culturas e influencias dan sentido a la cocina de Malasia. Jacob Weber hace un repaso de los platos clásicos y las nuevas incorporaciones en la enérgica Kuala Lumpur.

La ubicación geográfica de Malasia, la diversidad étnica y su larga e interesante historia colonial han aportado su granito de arena a su célebre panorama culinario, que abarca desde ingredientes indios muy picantes hasta modificaciones maravillosas de platos occidentales, a los bocados malayos más sabrosos o puestos de comida china, por no mencionar las cenas de altura (y lo decimos de manera literal, créenos), Malasia es indudablemente uno de los lugares favoritos para un amante de la buena comida. Jacob Weber ha estado probando los mejores restaurantes y bares de Kuala Lumpur y nos lo cuenta en este post. 

1. Los platos nacionales de Kuala Lumpur

Comer y beber en Kuala Lumpur: Desayunos en hojas de plátano y fiestas en helipuertos - Los platos nacionales de Kuala Lumpur

Para los principiantes, el plato nacional es Nasi Lemak, un delicioso plato de arroz aromático. Es el típico desayuno malayo y se encuentra fácilmente en la ciudad, tanto en un puesto de comida como en un restaurante elegante. El arroz se cocina en leche de coco y se sirve con una  salsa picante (sambal) y otros acompañamientos como huevo cocido, cacahuetes tostados y anchoas. Es muy popular también añadir rendang de pollo o ternera. Los puestos de comida normalmente envuelven sus raciones en hojas de plátano para realzar su sabor. Se encuentra fácilmente en cualquier restaurante, pero el más rico está en el Nasi Lemak Anatarabangsa en Kampung Baru, la zona residencial más antigua de la ciudad y que recuerda a un pueblo tradicional entre la siempre ajetreada ciudad de Kuala Lumpur. Asegúrate de dejar hueco para el satay de pollo y ternera a la parrilla de uno de los puestos del mercado.

El Nasi Lemak Bumbung del barrio Sea Park de Petaling Jaya es famoso por su pollo frito, un lugar con auténtica comida local y asequible. Además, merece la pena visitarlo para así poder conocer el resto del barrio. El pato asado del Restoran Sunrise es uno de los platos más populares de la calle, y una vez hayas probado su salsa secreta, entenderás el porqué. Te aconsejamos que vayas pronto para evitar decepciones. En otra parte de Petaling Jaya encontrarás el Restoran Ahwa, famoso entre los amantes de la buena comida por su delicioso hokkien mee (fideos fritos, gruesos y ricos en almidón, bañados en una salsa de soja caramelizada y que se sirven con verduras y pollo o generalmente cerdo). Tus papilas gustativas te lo agradecerán, aunque tu figura no tanto.

2. En busca del mejor curry en hoja de plátano

Comer y beber en Kuala Lumpur: Desayunos en hojas de plátano y fiestas en helipuertos - En busca del mejor curry en hoja de plátano

El ajetreado barrio de Brickfields, conocido también como Little India, es un destino muy popular por su excelente comida del sur de Asia, en particular, por el curry en hoja de plátano y el masala dosa. El importante desarrollo comercial de este lugar ha creado nuevos comercios, oficinas y locales de entretenimiento que se alzan entre las casas antiguas y los tradicionales templos budistas, pero la mayor parte de la zona todavía mantiene su encanto de tiempos pasados. Desde saris a especias, el mercado es el punto perfecto para comprar algunos auténticos souvenirs indios. Si quieres conocer los rincones más curiosos del pequeño barrio, haz un tour por Little India.

Sin embargo, para probar el mejor curry en hoja de plátano de Kuala Lumpur tienes que ir al Sri Nirwana Maju de Bangsar. Siempre está lleno de gente local, el sello de garantía definitivo. El emblemático plato lleva arroz, tres tipos de verduras, curry de pollo, de pescado o de cordero (a tu elección), rasam, pepinillos, chile y poppadums, todo esto servido sobre un plato de hoja de plátano del que toma el nombre. Está delicioso, es humilde y para nada caro. Por supuesto, sus sabrosos lassis de mango complementan la comida de una manera perfecta. Justo a la vuelta de la esquina, Devi’s Corner es otro local popular de Bangsar donde comer el curry en hoja de plátano, conocido especialmente por sus curris de cangrejo y de pescado estilo Kerala.

3. Explorando los mercados nocturnos de Kuala Lumpur

Comer y beber en Kuala Lumpur: Desayunos en hojas de plátano y fiestas en helipuertos - Explorando los mercados nocturnos de Kuala Lumpur

Pásate por el mercado nocturno Cheras Pasar Malam en Taman Connaught un miércoles por la noche, un lugar popular entre los locales durante mucho tiempo y ahora también transitado por turistas. No es difícil adivinar por qué: los platos tradicionales tailandeses, japoneses y chinos, como las “apestosas” albóndigas de tofu y cerdo, dejan un aroma oriental acompañados por los alimentos básicos de la calle como el char koay y el pan mee. Jalan Alor, la calle de comida más animada de la ciudad, es un lugar curioso por el que dar un paseo, picotear en los diferentes puestos de comida y sumergirse en el ambiente. Está cerca de Changkat, el lugar perfecto para ir de bar en bar.

4. Lo mejor de occidente en Kuala Lumpur

Comer y beber en Kuala Lumpur: Desayunos en hojas de plátano y fiestas en helipuertos - Lo mejor de occidente en Kuala Lumpur

Para lo mejor de occidente, prueba My Burger Lab, el más célebre local de hamburguesas de la ciudad que constituye la respuesta de Malasia ante Five Guys y Gourmet Burger Kitchen. Sirven combinaciones deliciosas dentro de su distintivo pan negro (hecho con carbón vegetal) con guarnición. Ya han abierto su cuarto establecimiento en la ciudad y no parece que ni su energía ni su creciente popularidad vayan a bajar.

5. Sube el listón con los bares más elegantes de Kuala Lumpur

Comer y beber en Kuala Lumpur: Desayunos en hojas de plátano y fiestas en helipuertos - Sube el listón con los bares más elegantes de Kuala Lumpur

Para redondear, ¿por qué no subir el listón (literalmente)? Algunos de los bares más sofisticados de la ciudad están varios pisos más arriba, desde estilosas coctelerías a elegantes establecimientos europeos. Troika Sky Dining está dividido en varios espacios a lo largo de dos imponentes pisos, incluyendo Fuego (especializados en platos latinoamericanos y tapas) y Cantaloupe, el sofisticado y chic restaurante francés. Ve al Heli Lounge Bar; el helipuerto convertido en establecimiento ofrece unas insuperables vistas de 360 grados de la ciudad desde su posición en el piso 34. Será casi imposible encontrar en algún otro lugar una mejor foto para Instagram de la puesta de sol. El bar está especialmente animado los jueves y domingos por la noche, cuando los DJ residentes pinchan EDM (música electrónica) y R&B (música basada en el jazz, blues y góspel) desde la cabina construida con partes renovadas de avión.

Tampoco te puedes perder el Luna Bar; es popular sin ser pretencioso y cuenta con una fantástica carta de cócteles, por no mencionar que ha conseguido varios premios “al mejor bar de hotel”. Las vistas desde aquí son espectaculares en todas las direcciones – mira hacia arriba para ver la impresionante plataforma de observación de la Torre de Kuala Lumpur flotando en el cielo encima de ti. Las mesas que rodean la impresionante piscina son perfectas para relajarse con un cóctel en la mano. No es tan animado como el Sky Bar del Trader’s Hotel, pero es lo mejor que hay para pasar una noche tranquila contemplando las mejores vistas de la ciudad. La estancia al aire libre atrae a un público moderno, incluyendo ocasionalmente a las celebridades de la ciudad – la verdadera definición de la “alta” sociedad…

 

¿Conoces algún bar o restaurante que deba ir en la lista? Tweeteanos en @TravioorES déjanos un comentario en nuestro Facebook. 

Jacob Weber Jacob ha tenido la gran suerte de haber vivido, trabajado, estudiado y viajado por muchas partes del mundo, desde Cancún a Kuala Lumpur, pasando por muchos lugares entre medias. Tras un periodo en Londres, ha vuelto a Malasia donde trabaja en una agencia de marketing especializada en viajes.