Cinco de los mejores planes en Nueva Delhi por un experto en La India

3 de febrero, 2017

John Raby ha volado a Nueva Delhi más veces de las que puede recordar y, aún así, siempre quiere volver. Sigue leyendo para conocer los cinco planes que no te puedes perder en la capital India.

Con una población de más de 25 millones de personas, Nueva Delhi es una de las grandes ciudades del sur de Asia. Y si aún no has estado allí, no deberías pensártelo dos veces. Nuestro experto en La India John Raby de John Raby’s Food and Travel, ha volado a la capital india más veces de las que puede recordar y, aún así, siempre quiere volver.

Nueva Delhi es el lugar ideal para comenzar tu inmersión en la India, porque desde allí se pueden visitar muchos otros sitios con facilidad. Aun así, antes de empezar tu travesía a lo largo y ancho del país, quédate unos pocos días en la ciudad y observa todo lo que te puede ofrecer. Situado a tan solo dos minutos a pie de la estación de tren, y sorprendentemente cerca de Connaught Place (ideal para hacer compras y comer), el Hotel Ajanta es el alojamiento perfecto.

Probablemente, la mejor manera de disfrutar de las vistas de Nueva Delhi es haciendo un bus tour o alquilando un taxi durante un día. Hay un montón de agencias por la ciudad destinadas a los turistas que pueden ofrecerte ambos servicios. Si te decides por el taxi, acuerda el precio con la agencia antes de salir y paga allí mismo. Si no, planéalo con tiempo y reserva un tour privado online y así podrás disfrutar del confort de un autobús con aire acondicionado y paradas libres. Sea el que sea el medio que elijas para descubrir este hotspot asiático, asegúrate de pasar por estos cinco lugares imprescindibles de la lista de John. No hacerle caso sería un 'Delhi-to'.

1. Rashtrapati Bhavan

Rarshtrapati Bhavan, the Presidential Palace, Delhi.

Rashtrapati Bhavan, también conocida como la Casa Presidencial, fue diseñada por el reconocido arquitecto británico sir Edwin Lutyens a principios del siglo XX. La que fue originalmente construida para el Virrey es ahora la casa del Presidente de la India. Hecha de arenisca de color rojo y crema, su apariencia es impresionante y es un gran punto de partida en tu visita. Las oficinas gubernamentales la rodean a ambos lados del Rajpath ('Camino del Rey') y la vista de este edificio icónico simplemente merece la pena; la instantánea del exterior enmarcada por sus verjas de hierro negro junto a la altísima columna Jaipur alzándose cual centinela en primer plano es obligatoria.

2. Qutab Minar

The tower and ruins of Qutb Minar in Delhi.

La construcción de este alminar de arenisca roja concluyó en 1193 por el primer dirigente musulmán de Delhi, Qtub-ud-din Aibak. Qutab Minar fue construido para conmemorar sus victorias militares y, con sus 73 metros de altura, merece la pena visitar. Hace tiempo era posible entrar y subir hasta arriba, pero cuando una avalancha causó la muerte de 45 personas en el interior de la torre durante un fallo eléctrico en 1981, esta cerró sus puertas al público. Este temor por la seguridad ciudadana ha mantenido el interior cerrado hasta día de hoy por la simple altura del minarete. Aun así, incluso desde la base, se puede disfrutar de la impresionante dimensión de esta maravillosa pieza de arquitectura antigua. Pasea por las ruinas y jardines del fascinante Parque Arqueológico de Mehrauli que se sitúa al lado, y no olvides pasar por los emporios del gobierno para llevarte todos esos importantes souvenirs de mejor calidad, pero recuerda que los vendedores ambulantes los venden por menos dinero.

3. Lal Qila

Lal Qila, the Red Fort, in Delhi.

Lal Qila, la Fortaleza Roja, fue acabada en 1648 por el Emperador Mughal Shah Jahan, en la que es ahora la Antigua Delhi. Este mismo emperador encargó el Taj Mahal de Agra en memoria de su amada esposa, Mumtaz. Sus altas paredes y almenas de arenisca, que sin duda te dejarán impresionado, constituyen el testimonio mudo de la dinastía musulmana que gobernó el norte de la India durante aquella época. Se accede desde Netaji Subhash Marg, la carretera que pasa frente a la entrada, y el fuerte se encuentra situado a orillas del río Yamuna, justo detrás. Podrás pasarte una o dos horas deambulando alrededor de los museos y el recinto de la fortificación. Ten en cuenta que las zonas turísticas atraen a una infinidad de vendedores ambulantes con cualquier souvenir que se te ocurra, y Lal Qila no es una excepción. Si no te interesan simplemente dí que no y, si algo te llama la atención, prepárate para regatear.

4. Jardines Lodi

Lodhi Garden in Delhi.

Los jardines Lodi, al este del Parque Nehru y situados al sur de Delhi, son uno de los pulmones verdes de la ciudad. Si te apetece desconectar de todo, y eso es solo cuestión de tiempo, este es el lugar al que debes ir. Podrás observar a las parejas dando un paseo romántico o sentadas en la hierba y a otros caminando sin prisa mientras disfrutan de la simple belleza natural que les rodea. Un gran puente se extiende por el lago y los caminos pavimentados invitan a ahondar en este oasis. Este retiro verde en el corazón de la ciudad regala paz y tranquilidad y un agradable alivio de la incontenible expansión urbana de Nueva Delhi. Este es un lugar con mucha historia ya que los jardines albergan tumbas que datan de las dinastías musulmanas de Sayyid y Lodhi, de los siglos XV y XVI, también conocidas como el Sultanato de Delhi. Empápate de la atmósfera del lugar o adéntrate en la historia del Imperio Mogol en el templo de Sai Baba, la tumba de Humayun y el templo de Akshardam además de los Jardines Lodi. 

5. Puerta de la India

The India Gate in Delhi.

Construida para conmemorar el sacrificio de las tropas indias en la primera Guerra Mundial, la Puerta de la India parece la versión asiática del Arco del Triunfo de París, pero en una escala más pequeña. También diseñada y construida por Lutyens, está situada al final del Rajpath, orientada hacia el final del Rashtrapati Bhavan. Flanqueada a ambos lados por los parques Children’s Park y August Kranti Maidan, este es un punto de encuentro típico y un buen lugar para juntarse con cualquiera. Aquí encontrarás grupos de amigos, parejas y familias indias que vienen a relajarse, desconectar, comerse un helado o darse el gusto de comer algo en los puestos de comida callejera. De nuevo, hay que andarse con cuidado ya que este es otro lugar al que cualquier vendedor ambulante acude, pero no puedes marcharte de Delhi sin sacarte una foto aquí.  

 

¿Cuál es tu spot favorito en Nueva Delhi? Tweetéanos en @TravioorES o sube una foto a nuestra página de Facebook.

John Raby John nació en Londres aunque actualmente vive en la impresionante costa del norte de Devon. Lleva viajando a la India durante casi 21 años y tampoco tiene intención de detenerse en el corto plazo. ¿Su idea de momento perfecto? Beber chai en un tren indio con destino cualquier lugar.